Spanish Bombs y sus nuevos fichajes

Como ya anunciamos hace unas semanas, la agencia de managment Spanish Bombs, organizó el 5 de Febrero una original fiesta en la que sus cuatro nuevas y destacadas adquisiciones musicales tuvieron cabida (y con interludios de Lori Meyers DJs).

En el Teatro Barceló de Madrid a las 20 hrs inauguraron la velada uno de los más esperados, los ex-Maga, Delacruz, ataviados con teclados y en formato trío, presentaron el sonido de lo que será el primer trabajo de la formación ( y que por lo visto saldrá a la luz en Mayo), con un sonido que coquetea con la electrónica y que les aproxima aun sonido que recuerda a Depeche Mode. Presentaron unos 8 temas, incluido ‘Y Ver Llover’ tema presentación y que no ha hecho más que avivar el interés por escuchar en qué consistirá este nuevo y ambicioso proyecto de los sevillanos.

No hubo dueto de Delacruz con la más esperada de la noche, la malagueña Anni B Sweet, que con un primer single espectacular como es ‘Chasing Illusions’ continúa haciendo las delicias de su cada vez más numeroso público, encadenando nuevos y no tan nuevos temas(no podían faltar ‘Getting Older’ o ‘Ridiculous Games’) aprovechó su tiempo sobre el escenario siendo como es costumbre, la más coreada y permitió acortar el tiempo que queda hasta que el 10 de Marzo el disco homónimo del primer single, vea la luz.

Hubo tiempo para mover el vaso y el esqueleto cuando los zarauzanos Delorean pisaron el escenario, armados con sus habituales ritmos electrónicos abrieron paso para la sorpresa de la noche, Ramonsters, la última ocurrencia musical del omnipresente Mario Vaquerizo, esta vez con sonido en directo, músicos reales y con apariencia ramonesca aunque las letras sólo tengan de positivo, lo pegadizo de las mismas. El 26 de Marzo repetirán en este mismo escenario para continuar con la presentación. Para sorpresa de todxs, no suena tan mal Vaquerizo en directo, a pesar de su defensa a ultranza de los playbacks.

Buen evento, buenos fichajes y sobre todo, gran detalle con los asistentes. Sí, nos llevamos el queso a casa.

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *